martes, abril 08, 2008

Estocolmo

Pues el fin de semana pasado estuvimos Mille y yo en Estocolmo, para hacer un poco de turismo y sobre todo para ver el concierto de los Eagles. De siempre me han gustado, ese estilillo country-rock sureño, y el concierto fue fantastico. Solo le pongo dos pegas: que faltaran "Tequila Sunrise" y "New kid in town" en el repertorio, y que las entradas que saque eran un poco mas lejos del escenario de lo que yo pensaba: aunque eran las mas caras que se podian comprar no eran las mas cercanas al escenario. Cosas raras que pasan en estas tierras, damas y caballeros.
Pero el "Lyin´eyes" y el "Take it to the limit", enoooormes.

Si, solo les saque una foto cuando ya se iban del escenario..., no estuve demasiado rapido...



Y Mille queria averiguar que tal se veia el asunto desde la ultima fila del recinto, el Globen, y le dio un ataque de vertigo y luego no podia bajar. Como los gatos cuando se suben a un arbol. Momentazo Mille.






Estocolmo es muy bonito. Tuvimos suerte con el tiempo, es decir ni nos llovio, ni nos nevo, ni nada parecido. Andamos mas que Kung Fu, y creo que en las 48 horas que estuvimos alli vimos bastantes cosas.

Fuimos al museo Vasa, que guarda en su interior un barco estilo "Piratas del Caribe" muy bonito.
Aqui el museo por fuera.



Y aqui el barco en cuestion.



Y callejeamos..



Seguimos callejeando y posando..



La ciudad mas que nada es mucha agua y espacios abiertos. Estocolmo es mas grande que Copenhague, con mas agua y menos zonas verdes. Sin embargo, la encuentro algo mas fria, con menos personalidad...






La ciudad antigua, Gamle Stan, tiene su encanto.







Y para terminar lo mejor: en Estocolmo esta prohibido pedir limosna o timar a la gente por la calle. Muy escandinavo.


3 comentarios:

juan rafael dijo...

Pues dan ganas de ir allí, aunque sólo de visita.

Quique dijo...

Q pedazo de fachas los escandinavos. Luego van de modernos por la vida, pero eso de ver a alguien pidiendo como q les jode.

carol vikinga dijo...

que bien que suena tu finde malaguita. Yo aquí tengo la depre encima y no hay Dios que mela quite, encima estoy liadísima, así que no cafés ni na' de na', pero a ver si encuentro un momentillo y te llamo.